Archivo del sitio

Gena provoca cortocircuito en el mercado

Gena provoca cortocircuito en el mercado

Publicado el 30 May 2011 por Capital 

Ricardo Gonzalez J.

Capital

La crisis por la que atraviesa la Generadora del Atlántico (Gena), intervenida recientemente por la Autoridad Nacional de los Servicios Públicos (Asep), amenaza con crear un verdadero corto circuito en el mercado eléctrico del país.

La empresa tiene deudas por $20 millones con varias generadoras que no puede pagar, no está en capacidad de producir electricidad ni cumplir con sus contratos de suministro, lo que amenaza con empujar al alza las tarifas eléctricas.

Mientras esto sucede, los principales involucrados en esta problemática prefirieron guardar silencio y no respondieron a los cuestionamientos realizados por Capital.

Luego de ordenar su intervención por problemas financieros, la semana pasada la Asep instruyó al Centro Nacional de Despacho (CND) para que dejará de asignar energía en el mercado ocasional a Gena, que era donde esta empresa compraba la energía para cubrir sus contratos con las compañías de distribución, los cuales ascienden a unos 75 megawatts (30 con Ensa y 45 con Edemet).

Con esta decisión, la Asep y el CND buscan proteger al mercado de generación, debido a que Gena le adeuda unos $20 millones a diversos generadores, en su mayoría térmicas, por concepto de energía que había comprado en marzo, abril y mayo en el mercado ocasional.

La situación de Gena tiene al mercado de generación al borde de una crisis, ya que luego de la decisión de la Asep de sacarla del mercado ocasional, la empresa no está en capacidad de cumplir sus contratos con las distribuidoras.

Como si fuera poco, la compañía solo tiene combustible suficiente para generar por siete horas continuas y hasta el momento el interventor no ha podido comprar más carburante.

Esto crea una situación delicada que podría disparar los precios del mercado ocasional. Sin embargo, el CND ha encontrado, por el momento, una alternativa ingeniosa para evitar que esto suceda.

Expertos en el sector que pidieron la reserva de sus nombres le explicaron a Capital que si cierran Gena solo queda disponible la planta de 20 megawatts que está en Condado del Rey y unas turbinas viejas de la Autoridad del Canal de Panamá (ACP),  cuyo funcionamiento es muy costoso.

El uso de estas máquinas provocaria un aumento significativo en el mercado ocasional.
Para evitar esto, el CND  ha declarado que una de las plantas de Gena de 50 megawatts está disponible, aunque en la práctica solo tienen combustible para siete horas de generación continua.

Si no se hace este ejercicio, el precio en el mercado ocasional podría dispararse de $300 a $500 el megawatt hora, originando un posible aumento en las tarifas.

Sobre la falta de combustible de Gena, la Asep señaló que es claro que las empresas térmicas no pueden generar sin carburante y, por ende, este es un tema muy importante por resolver.

Las funciones del interventor, conforme los objetivos de la Asep, abarcan todos los aspectos comerciales, financieros y operativos, por lo cual el interventor debe realizar las gestiones con las compañías suministradoras de combustible para que Gena renueve su inventario a corto plazo.

La entidad enfatizó que conforme al análisis realizado por el CND, bajo el supuesto que la capacidad de generación de Gena quede permanentemente indisponible producto de que la generadora sale del mercado, las consecuencias que podrían esperarse serían la pérdida de confiabilidad, aumento del riesgo de racionamiento e impacto en los costos de generación, sobre todo en los periodos de baja hidrología, que es cuando las térmicas son llamadas a abastecer en mayor medida la demanda nacional.

Esta situación, entre otras consideraciones, constituyó el fundamento para que la Asep tomara la decisión de ordenar la intervención de esta empresa y evitar mayores perjuicios.

Capital le envió un correo a Gena para conocer su capacidad para hacerle frente a sus deudas y contratos con las generadoras, pero la gerencia de esta empresa no respondió a las preguntas.
Se pudo conocer que la consecuencia de la falta de pago por parte de Gena es que algunas generadoras térmicas no tienen dinero suficiente para comprar el combustible que necesitan para seguir generando, hasta que el invierno inicie en firme.

Entre las generadoras a las que Gena les adeuda fuertes sumas de dinero se encuentran Panam Generating ($1,5 millones), Pedregal Power ($3 millones) y Bahía Las Minas Corp. ($9 millones).
Capital le preguntó a Pedregal Power y Bahía Las Minas sobre esta deuda, pero al cierre de esta edición las empresas no hicieron comentarios.

Sin embargo, generadores que se han visto afectados en menor grado dijeron que la situación era muy difícil, ya que a diferencia de las hidroeléctricas, las generadoras térmicas prácticamente lo que venden en el mercado ocasional es para pagar combustible y otros costos, así que cualquier cosa que afecte sus flujos de efectivo las pone en serios aprietos, sobre todo a las más pequeñas.

Según la Asep, cada térmica tiene su propia manera de gestionar su flujo de caja y la programación de dichas compras, por lo que no podía generalizar respecto al impacto que tendrá en cada empresa la situación de Gena, la cual pretenden solucionar “lo antes posible”.

Hasta el momento, de los $20 millones que adeuda Gena a las empresas térmicas, únicamente ha podido abonar $2 millones y todavía no se ha definido una fecha para realizar un nuevo abono.

“Se trabaja en el desarrollo de mecanismos que permitan pagar la deuda que mantiene Gena con sus acreedores, y se espera que en el corto plazo se puedan hacer nuevos aportes que contribuyan a la disminución del monto adeudado, hasta cancelar el saldo pendiente”, dijo la Asep.

Existen varias posibilidades sobre qué hacer con esos contratos.

Primeramente, se pueden renegociar los contratos para ajustarlos al precio del combustible, igualmente se pudieran eliminar los contratos y llamar a una nueva licitación para asignar los megawatts contratados por Gena o dejarla sin contratos para que solo venda energía en el mercado ocasional.

Con respecto a este tema, la Asep señaló que los mismos son relaciones bilaterales entre las partes (vendedor y comprador) y, definitivamente, en toda relación contractual existen causales por las cuales se puede dar por finalizada la misma.

No obstante, por tratarse de un servicio público y ser el mismo regulado por la Asep, el interventor debe buscar, bajo los lineamientos planteados, alternativas de solución para evitar que se agrave la situación existente y no se vea perjudicado el cliente final del servicio público de electricidad.

Capital le envió un correo a la empresa Ensa (antigua Elektra Noreste) para conocer su posición sobre el contrato que mantiene con Gena y la posibilidad de que el mismo termine, pero la diligencia resultó infructuosa.

Gobierno investigará fallas en termoeléctricas

E L E CT R I C I DA D

Gobierno investigará fallas en termoeléctricas

Autoridad de los Servicios Públicos realizará inspecciones para verificar por qué en verano las plantas no están a toda potencia

ANGEL LÓPEZ GUÍA
alopez@laestrella.com.pa

PANAMÁ. El tema eléctrico en el país se recalienta y no es precisamente por el intenso verano que ha comenzado a disfrutar la ciudad desde hace un par de semanas.

Fuentes de la Autoridad de los Servicios Públicos (ASEP) confirmaron a La Estrella que durante los últimos días se impartió una directriz desde el alto gobierno, para que se investiguen las causas por las cuales en pleno verano, algunas empresas termoeléctricas que se encuentran instaladas en el país no están ofreciendo toda su potencialidad energética, cuando más se necesita.

En el ojo del huracán estarían las plantas termoeléctricas de Bahía Las Minas, GENA y COPESA.

La fuente consultada por este diario estima que la ASEP prestará mayor atención a COPESA, que tiene su planta de generación eléctrica térmica ubicada en el sector de Vista Hermosa en Pacora. Al parecer, según indica el informante, desde el pasado mes de julio, a raíz del movimiento sísmico que sacudió al país, a la empresa se le dañó una pieza vital para el funcionamiento de la planta.

De llegarse a comprobar irregularidades, la ASEP podría aplicar sanciones que implicarían multas desde los 10 mil hasta 20 millones de dólares, amparados en los artículos 142 y 143 de la Ley 6 de 1997, modificada por la Ley 57 de 2009.

Según un reporte de la ASEP, en la mañana de ayer, un equipo de esa institución visitó la empresa de generación Termocolón, propiedad de Generadora del Atlántico (GENA) y pudo comprobar que la misma trabaja para actualizar sus sistemas y agregar a la red 50 MW más, a través de una turbina de vapor, con la que completaría un Ciclo Combinado. A completarse esta fase, esta plata estaría en capacidad de sumar en total 150 MW.

En el caso de Bahía Las Minas, se informó que el atraso es debido a que están en procesode conversión de búnker a carbón.

La ejecución de este proyecto estará lista en el segundo semestre de 2010, incorporando 120 MW.

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 506 seguidores